Puya: cuando el Metal conoce el ritmo boricua

Tras ocho años de ausencia, Puya regresa con nuevo sencillo y EP. La agrupación cerrará el segundo día de Rock al Parque, en el escenario el Lago, y tiene un objetivo en mente: “hacer que el piso tiemble como en 1996”.

Curiosamente, 14 años después, y cuatro producciones discográficas, el mismo Festival que les abrió decenas de puertas se transformará, el domingo 4 de julio, en el comienzo de una nueva etapa (o un ‘full circle’) de la banda.

El viaje de Puya inició en 1990, en su natal Puerto Rico, cuando la agrupación, que se llamaba ‘Whisker Biscuit’, era sólo batería (Eduardo Paniagua), bajo (Harold Hopkins) y guitarra (Ramón Ortíz) y experimentaban con el funk y el ska.

Poco a poco, adhirieron nuevos sonidos como el heavy, el jazz, el rock y por supuesto, los ritmos latinos (incrustados en el ADN, como el mismo Eduardo explica); sin embargo, “cuando la banda empezó a experimentar con cantantes, el estilo de la misma empezó a cambiar”

Luego que Sergio Curbelo se convirtiera en la voz de la banda, el cuarteto se trasladó a Ft.Lauderdale, Florida, y allí, el choque con nuevos modos, lenguaje y la influencia del circuito de las bandas de Metal locales, produjeron alteraciones en el sonido de Puya, que adquiere un estilo pesado.

\"puya_eduardo\"
“Estamos preparando un setlist especial para el Festival ya que tenemos una hora sobre el escenario y tocaremos material de todas las producciones y complaceremos a los fans, quienes, en Facebook [en un fan page de la agrupación], han escrito las canciones que quieren escuchar. El show va a ser muy satisfactorio para todo el mundo…nuestra meta es volver hacer que el piso tiemble como en 1996”.

 
132 views

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *